lustración: Escena de la película The Kid, de Charles Chaplin

Los sentidos de la vida, la vida de los sentidos

Será más rico sentir
que no haber sentido nunca…
será que el sabor de la niñez
nos enciende el alma
y sus olores, la piel
y el sufrimiento imposible
de soportar es testigo
de que estamos vivos.
lo que queda por vivir
y lo que hemos vivido…

Cuando llega la luz, el sabor a miel
la dulce rosa que calma
el abrazo embriagador
la vida vuelve a encender
la piel cierra sus heridas
de a poco, tranquila
integrando sus olores,
sus sensaciones más vivas
testigos de que se es
de que se está y con quién…

 

Breves pensamientos sobre una niñez deprivada | por Mariela De Filpo Beascoechea- 2004, Madrid

Puntúa a la Psicóloga María Elena
[Total: 1 Average: 5]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Abrir chat
1
Hola, 👋
¿En qué puedo ayudarte?
Powered by